FJE en el Templo de Salomón

FJE Templo de Salomon

El pasado fin de semana, los grupos de Frecuencia Joven de toda Europa tuvieron el placer de visitar el gran Templo de Salomón. Conoce cómo fue este viaje a continuación.

Un momento especial marcó la vida de los jóvenes de Europa, un fin de semana en el Templo de Salomón. El objetivo de la caravana era una renovación y renacimiento espiritual de los participantes en un propósito espiritual llamado “La misión de 120”.

La misión hace referencia a un grupo de cristianos que se reunieron por un objetivo común: recibir el Espíritu Santo.

“Por tanto, debemos prestar mucha mayor atención a lo que hemos oído, no sea que nos desviemos”. Hebreos 2:1.

Incluso con un largo viaje a la capital paulista, el grupo – que estuvo acompañado por el responsable de la Fuerza Joven Europa (FJE), Pastor Gelson Luis, el representante de FJE en Francia, Pastor Dominique Mouele, y el pastor Rogério Silva, quien representó a los obreros de Portugal – demostraron firmes y dispuestos a lograr ese objetivo.

El sábado por la mañana, los jóvenes aprendieron más sobre la historia de Israel y la relación con Dios a través de un recorrido guiado por el sacerdote Vilian Pego Maia y los demás sacerdotes. En el Tabernáculo, conocieron los elementos sagrados para los hijos de Israel – como se ofrecían los sacrificios, y el candelero, y el Arca de la Alianza (en representación de la presencia del Señor en ese lugar). Los jóvenes no ocultan su admiración por la riqueza de detalle que se encuentra allí, que reproduce fielmente las descripciones de la Biblia.

Ya en el Memorial, los visitantes también observaban las explicaciones de los numerosos artículos bíblicos.
Entre ellos se encuentran las Tablas de los Diez Mandamientos, la madera de acacia y las descripciones de las columnas acerca de las 12 tribus de Israel. También fueron capaces de entender cómo Dios guió y cuidó de su pueblo a través del tiempo, incluso en medio de la adversidad.

El domingo por la mañana, los jóvenes asistieron a la reunión con el obispo Jadson en el Templo de Salomón, al que asistieron el obispo Macedo por videoconferencia. Durante la reunión, fueron capaces de adquirir nuevos conocimientos para la buena relación con el Espíritu Santo y la búsqueda de la presencia del Señor.
Expresaron una incalculable felicidad durante la visita, lo que representó una transformación en sus vidas.

Nadia¡Una experiencia inolvidable!

El Templo de Salomón es un lugar en donde nuestra visión se transforma. La visión de Dios, de Su Obra y de Su Grandeza. Cada detalle habla con nosotros, y nos hace entender cosas que hacemos diariamente y que se transforman en una rutina porque pero nunca llegamos realmente a entender el significado de ellas. El Templo, bien como los elementos que están por los atrios (el tabernáculo, el cenáculo y el museo), cada detalle es una forma de expresión de quien es Dios.
Ir al Templo para mi ha sido como un recuerdo de quien es Dios: El tabernáculo me entender cómo Dios guió y cuidó de su pueblo a través del tiempo, incluso en medio de la adversidad.
El domingo por la mañana, los jóvenes asistieron a la reunión con el obispo Jadson en el Templo de Salomón, al que asistieron el obispo Macedo por videoconferencia. Durante la reunión, fueron capaces de adquirir nuevos conocimientos para la buena relación con el Espíritu Santo y la búsqueda de la presencia del Señor.
Expresaron una incalculable felicidad durante la visita, lo que representó una transformación en sus vidas recordó cuanto Dios quiere estar cerca de nosotros, porque incluso en el desierto, y con la murmuración del pueblo, Él quiso un lugar para habitar junto a los hebreos.
El cenáculo me hizo recordar que, cuando no nos separamos de Dios, y renunciamos a los momentos de placer, Dios nos honra, y nos unge, nos prepara y nos santifica, para nuestra salvación y la salvación de los que nos rodean. El Templo, ya desde fuera, nos habla de la Grandeza de Dios, y al entrar, llega la reverencia, el temor, y el silencio. 10.000 personas, sentadas, y no se escucha nada más, sólo el suave fondo musical. Todos esperando el inicio de la reunión, para recibir apenas una Palabra, una dirección. Aun para quien no conoce a Dios, en el Templo percibe la magnificencia del Espíritu.
Cuando se ora en ese lugar, entra la certeza de que Ese Dios que acabo de intentar describir, está siempre conmigo y nunca me dejará. Y cuando eso ocurre, ¿quién podrá limitar al que está con Dios?

Todo cambia después de entrar en ese lugar. Una puerta se abre, y pasada esa puerta, cada dificultad en nuestra vida la comparamos con el Dios del Templo de Salomón, y cada problema y adversidad pasan a ser algo pequeño

Nadia Tavares – Madrid

¿Te gustó? ¡Compártelo!

Autor entrada: Soporte Web España

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

* Copy This Password *

* Type Or Paste Password Here *

1.797 Spam Comments Blocked so far by Spam Free Wordpress

Seguridad *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>